¿Merece la pena instalar escudos para cerraduras?

Tanto en nuestras casas, como en la oficina, la seguridad es el factor más importante a la hora de escoger una cerradura, y sin importar que tipo de puerta escojamos, la cerradura será, en la mayoría de los casos, el elemento más vulnerable ante actos delictivos.

La cerradura, o más específicamente el bombín, se enfrenta a métodos de apertura forzada como el bumping, el drilling, el ganzuado y la extracción, es por eso que, si queremos aumentar eficientemente la seguridad del bombín, debemos complementarla con un escudo protector.

Los escudos protectores se diferencian en gran medida a los escudos embellecedores, puesto que, como su nombre lo dice, el propósito de estos es meramente estético, proporcionando un nivel mínimo de seguridad.

Sin embargo, los escudos protectores anteponen la seguridad de bombín a la estética general. Su diseño general de este tipo de escudo es una forma redonda, sobrepuesto alrededor del bombín.

¿Merece la pena instalar escudos para cerraduras?

¿Qué debe tener un buen escudo de seguridad?

Un buen escudo de seguridad debe contar con un sistema giratorio y de difícil sujeción, para así poder impedir la extracción del bombín, además de esto debe contar con una lenteja giratoria para protegerlo también ante el drilling, el bumping y ganzuado.

Además de esto algunos escudos más modernos, empleados en puertas blindadas de alta seguridad, cuentan con sistemas de alarmas, detección previa de apertura no concedida y auto-bloqueo ante los principales métodos de allanamiento. Los escudos de Cerraduras MCM son un buen ejemplo a nombrar.

Algunos de estos escudos pueden llegar a ser algo caros, eso sin incluir el coste de instalación, pero debemos recordar que, incluso si instalamos un bombín anti-bumping de alta calidad, este puede llegar a dañarse si se enfrenta ante estos métodos.

Un bombín de seguridad no basta

La reparación o sustitución de un bombín de calidad puede costar más que la misma compra e instalación de un escudo protector, e incluso presentar un menor nivel de seguridad después de enfrentarse a ciertos intentos ilícitos.

Además, incluso si algunos bombines pueden ser anti-bumping, puede darse la situación de que no cuenten con un sistema contra la extracción, por lo que quedarían expuestos de igual manera a este método, sin contar el drilling.

Teniendo todos estos factores en cuenta podemos concluir que sale incluso más rentable comprar e instalar un escudo protector en nuestra cerradura, puesto a que, no solo nos ahorraremos un gran costo de reparaciones, sino que además contaremos con una protección mayor.

Debemos recordar que nuestra cerradura principal no es meramente estética, por el contrario, su objetivo principal es proporcionar un buen nivel de seguridad, y si bien ya contamos con una buena cerradura y una puerta resistente, la mejor manera de complementar la seguridad es con un escudo.

Especialistas de servicios de Cerraduras Dorcas, a quienes puedes contactar presionando https://seguritek.es/servicio-tecnico-cerraduras-dorcas/, comentan que entre las principales características que debe tener un buen escudo de seguridad se encuentran las siguientes:

  • Rodear el bombín completamente (sin sobresalientes).
  • No tener la forma del bombín.
  • Contar con un sistema giratorio, para así poder evitar la sujeción.
  • Contar con una tornillería oculta, para poder
  • Contar con una lenteja giratoria, para poder evitar el drilling.